En sesión, discuten diputados del PRD y Morena

*** “No juguemos al Congresito”; dice Bernardo Ortega e insiste en una parálisis legislativa

Vanessa Cuevas/API

Chilpancingo, Gro. 08 de Noviembre del 2018.- Diputados locales de Morena y PRD llevaron a Tribuna Parlamentaria una discusión sobre el trabajo legislativo que se ha hecho a dos meses de haber iniciado la legislatura, donde Morena es la primer fuerza política.

Bernardo Ortega Jiménez del PRD, reprochó durante su participación en esta sesión ordinaria, que no se podía estar jugando al “congresito”, y afirmó que persiste una parálisis legislativa y administrativa en el Poder Legislativo.

El debate inició tras la intervención del diputado Antonio Helguera Jiménez, de la bancada de Morena, quien enfocó su discurso al trabajo parlamentario por venir y llamó a reconciliarse con el quehacer político, la ciudadanía y la ética, pues consideró que se pierde más en discusiones, traiciones o si se induce a estas.

A esto respondió el perredista Bernardo Ortega, señalando que el discurso de su antecesor fue “muy amoroso”, comenzando así sus críticas contra Morena. Manifestó que las decisiones del Poder Legislativo se deben tomar por consenso, lo cual se debió hacer desde el inicio, cuando las comisiones se conformaron.

Dijo que a dos meses de la iniciada la legislatura, “la curva de aprendizaje todavía se reciente en estos trabajos legislativos”; esto, en clara referencia a la falta de experiencia de los representantes populares que Morena llevó a la Cámara.

El diputado afirmó que hay una parálisis legislativa y administrativa y que no se podía continuar en el Congreso por ese rumbo “de estarle jugando al congresito”. Agregó que se debe retomar el rumbo a través de la fracción mayoritaria desde donde se debe buscar un Congreso serio, y criticó también los horarios en que se tenían en el orden del día y los cambios que se hacen de última hora.

Bernardo Ortega Jiménez fue presidente de la Comisión de Gobierno (ahora Junta de Coordinación Política) del Congreso en la 60 legislatura, donde se tuvo una situación similar en cuanto a los trabajos y la puntualidad.

No obstante, señaló al presidente de la Junta de Coordinación, Pablo Sandoval Ballesteros, de no asumir su responsabilidad al eludir convocar a reuniones como lo establece la Ley Orgánica del Poder Legislativo.

A las críticas del perredista respondió el diputado de Morena, Moisés Reyes Sandoval, señalando que efectivamente “ya no se puede jugar al congresito”, aunque es un Poder donde hay una gran pluralidad de pensamientos e ideologías.

Llamó a que el tema lo aborde con el coordinador de su bancada, Celestino Cesáreo, para que sea él quien lleve la discusión ante la Jucopo, y manifestó que si tenían conflictos al interior de la bancada deberían resolverlos ahí, no fuera y usando la Tribuna.

Sobre la repartición de las comisiones ordinarias y las áreas administrativas, Moisés Reyes dijo que estas no se podían otorgar como si fuera un pastel o un queso, ya que se necesita tener a los mejores perfiles, rechazando con ello una parálisis como lo afirmó quien lo antecedió en la Tribuna.

Ortega Jiménez solicitó nuevamente la palabra solo para rechazar que hubiera conflictos al interior de su bancada, y agregó: “hay quienes dirigen políticamente este Congreso, hay quienes somos diputados porque el pueblo así lo quiso y yo creo que lo que ha hecho falta es la responsabilidad, y no se ha estado a la altura con responsabilidad”. (Agencia Periodística de Investigación)

Gobierno Legislatura Política