Llegan desplazados a Coyuca de Catalán y piden apoyo al alcalde

Llegan desplazados a Coyuca de Catalán y piden apoyo al alcalde

Juan Blanco | API

Chilpancingo, Gro.- Al menos 150 familias llegaron anoche a la cabecera municipal de Coyuca de Catalán, luego de haber sido desplazadas a causa de la violencia registrada en la zona serrana de dicha demarcación de la Tierra Caliente de Guerrero.
La información que se tiene es de que los afectados, entre los que se encuentran mujeres, niñas y niños, arribaron allí alrededor de las 11:00 de la noche, tras huir de los pueblos de El Pescado, Hacienda de Dolores, El Ciruelo y los Gachupines, anexos del Ejido Guajes de Ayala.
Incluso, el titular de la Secretaría de Seguridad Pública del gobierno del estado, David Portillo Menchaca informó en la Mesa de Seguridad de este martes que las corporaciones policiacas a su mando acompañaron y resguardaron a los afectados durante su trayecto.
De acuerdo con información oficial, las personas acudieron esta tarde al Palacio Municipal de Coyuca de Catalán para solicitar al munícipe perredista despensas y hospedaje, puesto que no tienen recursos para comprar alimentos y un lugar en donde refugiarse.
Al respecto, la directora del Centro Regional de Derechos Humanos “José María Morelos y Pavón” (Centro Morelos), Teodomira Rosales Sierra dijo que aunque se escucha difícil, las autoridades no sólo deben garantizar su alimentación sino seguridad para retornar a sus lugares de origen, o bien reubicarlos en Cuyuca de Catalán.
Los grupos delictivos La Familia Michoacana y el Cártel Jalisco Nueva Generación mantienen una confrontación en esa zona de la Tierra Caliente del estado por el control del trasiego de enervantes y recursos maderables, que ha dejado como saldo varios muertos, heridos, pertenencias afectadas.
Desde hace prácticamente un mes, las autoridades ejidales de Guajes de Ayala ya habían adelantado que se suscitaría una situación así, sin embargo, las han acusado en reiteradas ocasiones de mantenerse al margen. (www.apiguerrero.net)

Al Instante Derechos Humanos Narcotráfico Portada Sierra Tierra Caliente